miércoles, 13 de noviembre de 2013

Denuncia !!! Contra las remodelaciones al Parque Juárez de Xalapa

Quiero aprovechar este espacio para copiar y pegar una reflexión vertida en medios de comunicación hace poco tiempo. 
En recientes días el ayuntamiento de Xalapa (cuya administración acaba en el próximo diciembre) presentó una iniciativa de proyecto para cambiar la imagen de un Parque Emblemático del centro xalapeño. Se trata del parque Juárez centro de recreo y esparcimiento público construido en 1890 sobre las ruinas de un antiquísimo convento franciscano. El proyecto presentaba diversas facetas de este cambio que afectan al parque como se le conoce desde hace mucho tiempo. Lo menciono porque en los últimos meses han ocurrido una serie de eventos que tienen que ver con la preservación del patrimonio y con una cierta necedad de la autoridad. Ya antes se ha abordado en este blog de la importancia de un elemento arquitectónico pasado como parte de un patrimonio y como fuente de información para los historiadores y demás científicos sociales. El ayuntamiento xalapeño, sin escuchar a la ciudadanía y sin tomar en cuenta las manifestaciones de grupos organizados en contra de sus intervenciones, ha comenzado a derribar banquetas, muros (unos construidos en la década de los años 30 del siglo XX); ha comenzado a afectar jardines, trasladar o mutilar palmeras árboles. En fin se trata de una actitud unilateral que afecta el patrimonio de todos los Xalapeños.
En primer lugar no puedo quitar mi atención en la ceguedad y cerrazón del órgano de gobierno del municipio xalapeño. Hace meses mandaron a derrumbar una balaustrada que desencadenó no pocas manifestaciones de la ciudadanía y de organizaciones civiles por la falta de respeto a un lugar histórico. Este derrumbe obedeció a la construcción de un espacio  "nuevo" en el parque (que jamás se presentó, sino que se mandó a hacer y ya). Una sección de juegos en la figura de un Quetzalcóatl.
Al ver la reacción de la ciudadanía se mandó reconstruir la barda histórica y se suspendieron los trabajos de la serpiente emplumada, y hasta se mencionaba del posible traslado de la estructura a otra parte. En ese lapso hubo una muy pintoresca y atinada "clausura" simbólica por parte de organizaciones civiles, en el acto hasta una ciudadana con más de 90 años de edad se quejó de la obra y de las alteraciones que se podían ver en todo el parque. Como las zanjas hechas al costado de los baños y el descuido del monumento de Agustín Díaz (miembro de la Comisión Geográfica Exploradora). Actualmente, con suma preocupación, se observa que el Ayuntamiento no aprendió nada de esta experiencia, no quiso escuchar y ahora nos manda un mensaje muy despótico. No sólo no se traslada la Quetzalcóatl a otro lado, sino nos muestran una serie de intervenciones al viejo centro de recreo por ya más de cinco generaciones.
El ayuntamiento menciona que es un proyecto para mejorar los espacios de los xalapeños. Como si no hiciera falta dicha mejora en las nuevas colonias y el círculo que le sigue al centro de la ciudad. ¿Porqué empeñarse en seguir construyendo sobre lo que existe? ¿Porqué no crear espacios nuevos en las nuevas colonias? Si se sigue construyendo sobre los mismos lugares de siempre, éstos perderán su esencia cultural, histórica y patrimonial, elementos necesarios para la identidad, para el cuidado de los habitantes hacia su ciudad.
Hago un llamado aquí a los ciudadanos de Xalapa. Los proyectos se presentan siempre perfectos, infalibles, hermosos a la vista, tentadores y sin problemas. Basta ver las imágenes del proyecto, se nos muestra un "hermoso parque Juárez" ¿Quién se negaría a eso? Pero al final, al paso de los tiempos, cuando esta administración se haya ido (que le falta muy poco) saldrán todos los problemas, puede se vendrá un ciclo vicioso que implica a todas las autoridades buscando culpables y resolviendo el problema. Esa película la hemos visto muchas veces, ahí perdemos todos.
No seamos parte de esta despótica situación, defendamos nuestro patrimonio. Ocupemos el parque y evitemos su destrucción. Muchas gracias por su atención.


El paseo del Ayuntamiento, espacio peatonal formado en la década de los años 20 y 30 del siglo XX. Este sistema de balcones, que permitía el paseo y la observación del paisaje, fue impulsado por el concepto de "Atenas Veracruzana"

Parque Juárez en sus primeros 10 años, los corredores se hicieron en base a un jardín del convento franciscano recién derruido. Es cierto se perdió un espacio histórico muy valioso, pero el tiempo fue generando otro uno que lleva a la naturaleza como principal imagen.

Este corredor será uno de los afectados por las remodelaciones, pues en la parte del fondo se planea poner una serie de restaurantes y puestos de comida.

Igualmente uno de los balcones que da al paseo del ayuntamiento se verá fuertemente afectado, la barda que se aprecia a la izquierda de la foto fue derrumbada y vuelta a construir por las quejas de la ciudadanía. Del lado derecho se construyó un contenedor de basura, obviamente pensado para los puestos de comida que estarán en el fondo.

Las intervenciones ni siquera han servido para poder hacer estudios sobre restos arqueológicos, es implemente tirar y modificar por deseo de la administración municipal.


La Quetzalcoatl que definira una sección de juegos, a la derecha parte de la balaustrada de los años 30's destruida para darle más visibilidad a esta construcción. Cómo si no hiciera falta este tipo de instalaciones en otros lados.

No hay comentarios.: